Postgrados

Pasión por saber y por mejorar la gestión

Pasión por saber y por mejorar la gestión
Fecha: 15/08/2018

Diez nuevos graduados obtuvieron el título de Master en Gestión Educativa, tras defender y aprobar sus proyectos finales. Cinco docentes, que participaron en los tribunales y orientaron a los estudiantes durante el proceso, compartieron sus reflexiones.

El Mag. Miguel Álvarez, la Mag. Mariela Questa-Torterolo, la Mag. Andrea Tejera, la Dra. Silvia Umpiérrez y el Mag. Carlos Varela analizaron las características de los graduados que egresaron, las temáticas abordadas en sus trabajos, así como la relevancia de sus hallazgos.

La nueva generación que egresa

“Profesionales comprometidos con el postgrado, pero también con la educación”. Así fue como la Mag. Mariela Questa-Torterolo definió a los estudiantes que egresaron en julio de 2018 del Master en Gestión Educativa.

Luego de acompañarlos durante los dos años del postgrado, observó su evolución. En particular, destacó el desarrollo de las habilidades comunicativas, estratégicas y de planificación.

“Es gratificante ver que lograron sobrellevar con éxito las dificultades que implica trabajar con personas y, además, combinar los tiempos institucionales para lograr los diagnósticos alcanzados”, sentenció.

La capacidad de síntesis, la seguridad a la hora de exponer y la solvencia para responder y fundamentar las preguntas del tribunal, fueron algunos de los aspectos que señaló el Mag. Miguel Álvarez.

Para el Mag. Carlos Varela, si bien hubo diversidad en los procesos recorridos por los estudiantes, en términos generales, encontró “un trabajo serio y muy bien planteado” en las defensas en que participó.

Un aporte significativo a la academia

La tecnología, la inclusión y la comunicación fueron algunos de los ejes centrales de las tesis presentadas en mayo de 2018. Temáticas que, en palabras de Varela, se encuentran estrechamente vinculadas con los problemas centrales de la educación actual.

Las investigaciones se desarrollaron en centros educativos públicos y privados de carácter primario, secundario, universitario, así como de atención de adultos.

En ese sentido, la Dra. Silvia Umpiérrez –que se desempeñó como miembro externo de los tribunales– recalcó la contribución que significa la investigación de los estudiantes para esas instituciones. Especialmente, debido a que encontró propuestas pragmáticas, pero debidamente fundamentadas en la teoría, que pueden ser aplicables para mejorar el trabajo de los centros educativos.

“Sorprende que, hasta en instituciones de gran prestigio y trayectoria, la gestión se realice de manera intuitiva, sin la adecuada planificación”, aseguró Questa-Torterolo. Ese fue uno de los hallazgos que las tesis de los graduados dejaron en evidencia. Por esa razón, para ella, constituyen un “aporte significativo para la academia”.

La Mag. Andrea Tejera –coordinadora académica del Master en Gestión Educativa y presidente del tribunal– resaltó la relevancia de los intercambios que se generaron entre los miembros del tribunal y los tesistas. “Se produjeron reflexiones sustantivas en relación a diversas dimensiones de la gestión y del liderazgo educativo”, sostuvo.

El proyecto final: un momento crucial de la formación

Para obtener el Master en Gestión Educativa, los estudiantes deben realizar un plan de mejora organizacional, en base a un estudio de casos. Posteriormente, documentarlo en una memoria final, que es presentada ante un tribunal.

“El proyecto final pone en marcha un proceso de profundización sobre la problemática de un centro educativo y habilita el desarrollo de las competencias establecidas en el perfil del Master”, aseguró Álvarez.

Tanto Álvarez como Varela y Questa-Torterolo coincidieron en que es una instancia fundamental de la formación. Le permite al estudiante recuperar y desarrollar una mirada crítica sobre el proceso del postgrado.

De acuerdo a lo que expresó Questa-Torterolo, gracias al trabajo realizado durante el proyecto final, se les abre las puertas para realizar artículos académicos, así como para sumarse a diferentes equipos de investigación.

“También les permite plantear proyectos de trabajo en los centros y colectivos en los que forman parte, incidiendo en los procesos de cambio y mejora educativa”, añadió.

¿Por qué elegir el Master en Gestión Educativa?

“El postgrado provee a los estudiantes de las herramientas idóneas para la gestión. No solo se preparan para realizar diagnósticos institucionales, sino que también desarrollan las capacidades de planificación de mejoras”, aseguró Questa-Torterolo.

El diferencial del Master, para ella, es la combinación teórico-práctica. Además de brindarles a los estudiantes las últimas tendencias en la gestión educativa, les ofrece la posibilidad de poner en práctica herramientas diagnósticas y de planificación en una organización educativa concreta y a partir de problemáticas de relevancia para sus actores.

Defensas Master en Gestión Educativa - Mayo 2018

Obtené más información sobre el postgrado.